Justo una semana después de que el Hospital Clínic de Barcelona fuera víctima de un ciberataque, el Hospital Saint-Pierre de Bruselas ha sufrido un ataque. Afortunadamente, la rápida detección y actuación han permitido restablecer los sistemas de comunicación del centro hospitalario en menos de 24 horas.

Sobre la una de la madrugada del domingo, los servidores del centro hospitalario empezaron a ralentizarse, lo que puso en alerta a los técnicos que estaban de guardia. Éstos comprobaron que la red informática no funcionaba con normalidad.

Ante la sospecha de estar siendo víctimas de un ciberataques, junto con los servicios especializados de la policía federal y del Ministerio Público aplicaron un plan de emergencia para este tipo de situaciones.

Según ha apuntado el director ejecutivo del hospital, Philippe Leroy, «como varios hospitales ya han sido objetivo de los ciberdelincuentes, hemos puesto en marcha un procedimiento para poder mantener la actividad del hospital en la medido de lo posible».

Para ello procedieron a la desconexión de servidores y el uso del bolígrafo y el papel para los profesionales sanitarios. En el caso de los aparatos y quirófanos necesarios para la atención al cliente no se han visto afectados, por lo que la actividad del hospital ha funcionado con normalidad.

Ciberataque hospital saint pierre bruselas ciberseguridad sanidad hospital clínic detección y respuesta.jpg

 

Diferencias con el ciberataque del Hospital Clínic

A diferencia del ciberataque que ha sufrido el Hospital Clínic de Barcelona, y del que aún se está recuperando, el Hospital Saint-Pierre no ha sufrido el robo de datos de paciente, por lo que están pudiendo mantener todas las consultas y visitas programadas.

En el caso del Clínic, el hospital sufrió un ataque de ransomware, por lo que los ciberdelincuentes consiguieron robar 4 Terabytes de información, si bien no se sabe con exactitud el tipo de datos que obran en su poder.

Los autores, el grupo Ransom House, han solicitado un rescate de 4,5 millones de dólares por recuperar esos datos. Un chantaje al que, según las autoridades pertinentes, han manifestado su intención de no sucumbir, por lo que no se descarta la posible filtración de los datos.

No es el caso del Hospital Saint Pierre de Bruselas que, gracias a la temprana detección, en menos de 24 horas han podido recomponer las comunicaciones y estar completamente operativo.

No obstante, estos ciberataques constatan, una vez más, que el sector sanitario está en el punto de mira de los ciberdelincuentes. Extremar las precauciones y reforzar las medidas de seguridad será clave para mantenerlos a salvo de posibles amenazas.

Deja un comentario

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre